El concepto de que el dinero acarrea la felicidad ha sido bastante explotado por campañas publicitarias. En contraposición hay quienes se adhieren a aquello de que «el dinero no da la felicidad». Pero, ¿puede el dinero ayudar a encontrarla? ¿Dónde encontrar la verdadera felicidad?